La instrumentalización política de la Educación

Nicolás Fernández Guisado

 

ANPE viene reclamando desde hace muchos años un pacto de estado para que, entre otras cuestiones, aísle la educación de la confrontación ideológica permanente, de manera que seamos capaces de dotar d

e estabilidad, rigor e imparcialidad al sistema educativo. Lamentablemente estos días, con ocasión del desafío secesionista en Cataluña, estamos comprobando como la instrumentalización, la manipulación, el uso partidista de la misma está alcanzando las cotas máximas de parcialidad al servicio de un proyecto independentista.

Los ejercicios de adoctrinamiento que hemos visto estos días han mostrado sin ningún pudor y con toda virulencia la utilización de la escuela que el nacionalismo radical ha sido capaz de imponer al servicio de proyecto separatista. También sabemos que, en este escenario, hay profesores que cumplen con profesionalidad y objetividad sus funciones y cometidos, pero en este contexto es difícil abstraerse a la presión y a la tensión que impera en los centros educativos en Cataluña.

 

Las primeras víctimas de esta manipulación

 son los alumnos españoles, 

que ven gravemente cercenados

derechos fundamentales

 

Hemos  repetido hasta la saciedad que no estamos en contra del Estado de las Autonomías, todo lo contrario, las mayores cuotas de progreso y bienestar en este país se han vivido en los últimos cuarenta años, pero no es menos cierto que el Estado y los sucesivos gobiernos deberían haber sido más firmes en sus límites para conseguir que nuestro sistema educativo se configure de acuerdo con los principios y valores de la Constitución y asentado en el respeto a los derechos y libertades reconocidos en ella.

Continuar leyendo

La disciplina, un fin en sí misma

Carolina Fernández del Pino Vidal

 

Este verano Alberto Royo, un profesor, músico y autor de libros sobre la educación, mantuvo una conversación en Twitter sobre la disciplina. Se inició cuando alguien aludió a lo necesaria que era para poder desarrollar cualquier actividad educativa y derivó hacia el planteamiento de que, en realidad, además de ser necesaria para poder impartir clase, la disciplina tenía valor por sí misma.

Nunca me había detenido a pensarlo, pero en cuanto lo plantearon me di cuenta de que tenían razón. La disciplina es un valor humano, un hábito que debe enseñarse no solo por su importancia como elemento necesario para cualquier entorno educativo, sino sobre todo por el valor que tiene para el desarrollo de las personas y la convivencia en la sociedad.

La palabra “disciplina” viene de discere, “aprender”. Una de las definiciones que más me gusta es “manera ordenada y sistemática de hacer las cosas, siguiendo un conjunto de reglas y normas”.

La palabra “disciplina” 

viene de discere, “aprender”

 

Cualquier actividad, desde la más nimia, tiene unas reglas y normas que la rigen: cocinar, tocar un instrumento, utilizar las escaleras mecánicas del metro, conducir, etc.

Toda vida feliz se asienta necesariamente sobre la disciplina. Nos permite enfrentarnos a cada aspecto de nuestras vidas, no solo a esas que son consideradas actividades laborales o estudiantiles sino también, por ejemplo, a las relaciones personales. Las relaciones humanas solo podrán funcionar y ser satisfactorias para ambas partes si somos disciplinados. Yo me disciplino para comportarme o realizar acciones que a priori pueden no apetecerme, pero que son beneficiosas para la relación o para la otra persona y para mí misma. La disciplina coarta el instinto primitivo de reaccionar en cada momento de forma natural, lo que podría dañar a las otras personas o a mí. El instinto natural lo tenemos todos, y sin educar, sin disciplinar nuestra vida, tal como la conocemos no sería posible.

Continuar leyendo

Educación: formar en vez de adoctrinar

Manuel Diez Diez blog

Manuel Diez Diez

 

Mucho se ha dicho, escrito y debatido, tanto dentro de la subcomisión parlamentaria como fuera de ella, sobre lo que debe contener el tan deseado y necesario pacto de Estado por la Educación, que como ANPE viene proclamando debe ser social, político y territorial.

Necesario, imprescindible diría yo, pero para ello hay que partir de una premisa de la que hemos carecido en todos estos  cuarenta años de democracia y que a mí me ha tocado vivir en estos treinta ocho años de servicio  activo, previos a la jubilación, que no es otra que concebir el sistema educativo como un instrumento al servicio de la FORMACIÓN de jóvenes y no de ADOCTRINAMIENTO  de los mismos.

El adoctrinamiento lleva a la obnubilación de la razón y hace que los individuos actúen guiados por la pasión, pudiendo transformarse en odio, que llevado a los extremos con que se ha llevado en confesiones religiosas o ideológicas puede conducir a exterminar al que no piense igual, mientras que la formación hace que el sujeto pueda actuar en libertad.

 

El adoctrinamiento lleva a la obnubilación

de la razón  y hace que los individuos

actúen guiados por la pasión

 

El uso político  partidista así como la utilización de la educación como arma política arrojadiza para hacer oposición, desde mi óptica,  es otra  forma de adoctrinamiento y por desgracia es lo que se ha hecho en España por cada uno de los partidos que nos han gobernado tanto del Estado como de las Comunidades Autónomas. Sin variar objetivos, será muy difícil llegar al Pacto.

Continuar leyendo

La nueva alfabetización y el buen criterio

Rosalía Aller Maisonnave

 

El término “neoalfabetización” ya no es nuevo. Aunque el Diccionario académico aún no lo recoge, la pionera red de redes le confiere numerosas entradas, muchas de ellas en el Google Académico, cuya consulta –dicho sea de paso– recomendamos.

Según la UNESCO, el concepto de “alfabetización” tiene numerosas implicaciones, más allá de la enseñanza de la lectoescritura. Esta organización considera “la adquisición y el perfeccionamiento de las competencias de lectoescritura a lo largo de toda la vida como parte intrínseca del derecho a la educación”. Asimismo, hace referencia a su “efecto multiplicador”, pues permite que los pueblos participen plenamente en la sociedad, pero también la considera una “fuerza motriz del desarrollo sostenible”, al favorecer una mayor participación de las personas en el mercado laboral, mejoras en la salud y la alimentación, reducción de la pobreza y ampliación de sus oportunidades de desarrollo.

 

Entre las enseñanzas hemos de incluir,

junto a los conocimientos sólidos,

estrategias que favorezcan el desarrollo

del espíritu crítico

 

Un paso más se ha dado en las últimas décadas y podría decirse que estamos ante una nueva forma de alfabetización: la que ha de preparar para la comprensión e interpretación de un mundo donde lo digital, siempre mutante, ha adquirido un desarrollo exponencial y se ha imbricado de tal forma en nuestras vidas que ya no podemos –quizás tampoco queremos– escapar a sus redes, metafórica y realmente hablando.

Continuar leyendo

¿Para cuándo la firma del Acuerdo Sectorial?

José Antonio Carmona Gómez

 

¿Para cuándo la firma del Acuerdo de la Mesa Sectorial para la mejora de las condiciones de trabajo? Con fecha de 21 de septiembre de 2017 leo en el periódico ABC el siguiente artículo cuyo título es: “Cifuentes anunciará en la Asamblea un plan para mejorar el estatus de los docentes”. Al repasarlo me doy cuenta de que, si bien en un principio la presidenta de la Comunidad de Madrid expone en este varios aspectos de avance para el profesorado, como reforzar la autoridad del profesor (ya legislada en 2010), aumentar los convenios con universidades para la formación inicial y permanente de los docentes (como si esa fuese la razón principal del fracaso escolar de nuestra comunidad y los profesores no nos formásemos continuamente sin recibir ningún tipo de ayuda económica para ello), dedicar un premio al mérito docente, aumentar el prestigio social de la figura del profesor…, en realidad no propone ninguna medida nueva ni específica que sirva para mejorar las condiciones de trabajo de los profesores.

 

Es lógico pedir que se nos valore el esfuerzo

realizado desde hace muchos años

 

Así, si bien estas medidas ya comentadas son interesantes, en ningún momento se habla de la firma del Acuerdo de la Mesa Sectorial de personal docente no universitario de la Comunidad de Madrid para la mejora de las condiciones de trabajo de los funcionarios docentes. En este sí se establecen medidas concretas de progreso en las condiciones laborales y profesionales de nuestro colectivo, tales como: dotación de 500 cupos para la atención a la diversidad, pago del verano a los interinos que hayan trabajado en el curso 2017/18 siete meses, mejoras y ampliación de los permisos y licencias, oferta amplia de empleo público, reducción al 8 % de la tasa de interinidad, dotación de un segundo apoyo de educación infantil a los centros que tengan nueve o más unidades, incremento económico de los sexenios, cobertura de las bajas desde el primer día, reducción del profesorado en expectativa, oposiciones a cátedras…

Continuar leyendo

Aprender un segundo idioma: presente o passé composé?

Sofía Bernardo Jáñez

 

“Yo ya hablo inglés, profe… ¿para qué quiero aprender francés??” Una frase que sin duda han escuchado muchos profesores de segunda lengua extranjera.

Aprender inglés es fundamental para la educación de nuestros niños. Sin embargo, no es suficiente. Existe esa falsa creencia entre nuestros estudiantes de que si se sabe inglés ya no se necesita aprender más idiomas. Parecen haber interpretado que es más que suficiente.

Lamentablemente, el tiempo les demostrará que se equivocaban. En los demás países europeos también se aprende inglés. Todos conocen y manejan el idioma casi a la perfección. Pero en todos se imparte un segundo y hasta un tercer idioma.

 

El esfuerzo y la perseverancia son

las asignaturas pendientes de los estudiantes

 

El dominio de dos o más idiomas es una recomendación del Marco Común Europeo de Referencia. En una época en que existe tanto movimiento de estudiantes entre países, parece obvio que dominar únicamente un idioma extranjero es insuficiente. Ni que decir tiene que, si no se dan cuenta antes, lo harán cuando salgan al mercado laboral.

Sin embargo, los alumnos que optan por la enseñanza de un segundo idioma han disminuido considerablemente en los últimos años.

Continuar leyendo

El Preacuerdo para un nuevo Acuerdo Sectorial anuncia mejoras para el profesorado

Francisco Melcón Beltrán

 

Tenemos que felicitarnos porque al cierre de este número las organizaciones sindicales de la Mesa Sectorial y la Consejería de Educación hayan llegado a un acuerdo previo sobre el contenido de los aspectos principales que contendrá el nuevo Acuerdo Sectorial para el profesorado de la enseñanza pública, que supondrá una mejora de las condiciones laborales y deberá estar firmado antes de finalizar el presente curso escolar.

Desde el comienzo de la actual legislatura venimos reclamando insistentemente la necesidad y conveniencia para las partes de alcanzar este deseado acuerdo, que hace justicia a las reivindicaciones del profesorado de los últimos años y supone un punto de inflexión a la larga etapa de continuos recortes sobre la enseñanza pública y las condiciones laborales del profesorado iniciados en 2009.

 

En los próximos cuatro años van a inyectarse

en el sistema 2800 nuevos profesores

 

ANPE-Madrid y el resto de organizaciones sindicales han realizado un intenso trabajo conjunto en defensa de los derechos e intereses del profesorado, que se plasma en este Preacuerdo. Valoramos positivamente los puntos básicos que contiene, tras un largo y complejo proceso negociador que aún no ha concluido, pues quedan por acordar la redacción final del texto del nuevo Acuerdo Sectorial del personal docente al servicio de la Comunidad de Madrid que sustituirá al de 2006 y tendrá una vigencia de cuatro años (2017-2020), y de algunos aspectos que habrá que negociar y desarrollar en próximas reuniones de la Mesa Sectorial para su concreción en las Instrucciones de principio del curso 2017-1018.

Continuar leyendo

Satisfacción de las familias madrileñas con la educación

Andrés Cebrián del Arco

 

El pasado mes de noviembre la presidenta regional, Cristina Cifuentes, presentó en el Pleno de la Asamblea de Madrid los resultados del primer Estudio sobre el grado de satisfacción de las familias madrileñas con la educación en la Comunidad de Madrid. Para dicho estudio se realizaron, entre los meses de septiembre y octubre, 1.600 entrevistas telefónicas a familias con hijos estudiando en centros educativos (públicos, concertados y privados) de la Comunidad de Madrid, durante el curso 2016-17, en las etapas de Educación Primaria y Secundaria.

La calificación que recibe el profesorado

es muy positiva

 

El 55,6 % de las familias consultadas tenían a sus hijos matriculados en centros públicos, el 38,1 % en concertados y el resto, el 6,4 %, en centros privados. De todos ellos, el 61,9 % cursaba estudios de Primaria y el 38,1 % de Secundaria Obligatoria.

El estudio recoge, entre muchas otras, las opiniones de las familias sobre el profesorado, el funcionamiento del centro, la adecuación de las tareas extraescolares (deberes), la jornada escolar, etc.

La calificación que recibe el profesorado es muy positiva. El 76,9 % de media de las familias encuestadas se muestran satisfechas o muy satisfechas con la forma de enseñar, la preparación de las clases, la motivación y la atención a los alumnos, la innovación y la comunicación con las familias de los docentes madrileños.

Continuar leyendo

El lenguaje, la neolengua, la tiza y el pizarrín

Carolina Fernández del Pino Vidal

 

El lenguaje lo definió Sapir como el método exclusivamente humano, y no instintivo, de comunicar ideas, emociones y deseos por medio de un sistema de símbolos producidos de manera deliberada.

Es un sistema que una comunidad humana creó, aceptó y a lo largo de su andadura como grupo humano ha ido adaptando a su realidad cambiante. Es evidente que esta adaptación es necesaria para poder identificar, explicar y transmitir nuevas realidades o modificaciones a las antiguas.

Un lenguaje político… diseñado para

que las mentiras parezcan verdades

 

Por ejemplo la palabra “siesta”, del latín sexta, designaba la hora sexta, la tercera de las cuatro partes en que dividían los romanos el día y comprendía desde el mediodía hasta la media tarde. Luego pasó a significar el tiempo después del mediodía, en que aprieta más el calor, para después pasar a referirse al tiempo destinado a descansar después del mediodía. Hoy se llama siesta al sueño que se toma después de comer y al tiempo destinado para dormir o descansar, después de comer.

Y así una palabra destinada a referirse a un momento del día pasó a utilizarse para hacer referencia a lo que ocurre durante ese tiempo.

La adaptación de las palabras y el lenguaje a nuevas realidades es un hecho necesario y que ocurre casi sin que los usuarios se den cuenta. Normalmente son cambios evolutivos que se producen a lo largo de un periodo prolongado alejándose poco a poco, como la vida misma que reflejan, de su acepción original.

Continuar leyendo

La posverdad… y otras mentiras

Rosalía Aller Maisonnave

 

Que nos diga entonces Tisias si, a su juicio, lo verosímil

es otra cosa que la opinión de la muchedumbre.

Platón, Fedro, 273b

 

Mala prensa tiene hoy el término “mentira” –no así el concepto–, tanta que parece haber devenido palabra tabú y ha debido ser sustituida, mediante la figura retórica del eufemismo, por otro vocablo que atenúe su significado peligroso: “posverdad”. La Real Academia Española aún no recoge el término en su Diccionario, pero como corren vientos de tolerancia e innovación lingüísticas irrestrictas, todo se andará. Quizás el estigma bíblico consagrado en el octavo mandamiento, que prohíbe faltar a la verdad, haya ido calando subrepticiamente en tirios y troyanos. Puede ser.

Resulta sorprendente la composición del vocablo con el prefijo pos-, que significa “detrás o después de”, porque ¿qué hay detrás o después de la verdad? ¿Más verdad? ¿O mentira monda y lironda? ¿No habría sido más ajustado emplear un prefijo que indicara meridianamente que verdad y mentiras son antónimas? Una idea que expresarían los prefijos griegos a-, ana-, anti-, dis- o el latino des-. Pero no. Tenemos la piel demasiado fina para hablar tan claro y, además, se trataba de ocultar la realidad que el vocablo esconde, no de mostrarla.

 

La educación no podía quedar al margen

de los efectos “posverdaderos”

 

El prestigioso Diccionario Oxford la ha considerado palabra del año y la ha definido como un término “relativo o referido a circunstancias en las que los hechos objetivos son menos influyentes en la opinión pública que las emociones y las creencias personales”. El contexto de su uso frecuente ha sido el Brexit y las elecciones presidenciales en Estados Unidos, porque, en definitiva, el debate político no tiene por objeto la verdad, sino la victoria.

Continuar leyendo