Preparar y motivar al profesorado o fracasar

Carolina Fernández del Pino Vidal. Secretaria de Acción Sindical de ANPE-Madrid

Carolina Fernández del Pino Vidal.
Secretaria de Acción Sindical de ANPE-Madrid

 

Somos el factor más determinante del sistema educativo. Los resultados que alcanzan los alumnos están directamente ligados a la calidad, preparación y motivación del profesorado, según la OCDE. Las reformas educativas que no afrontan cómo preparar mejor y motivar al profesorado están abocadas al fracaso.

Por esta razón, los países de la OCDE estudian cómo mejorar la formación y adaptación de los profesionales de la enseñanza a las nuevas realidades con las que deben enfrentarse: entornos cambiantes y necesidades cada vez más diversas, en un mundo global y regido por las nuevas tecnologías.

En este sentido, los educadores de los educadores tienen cada día más claro que se debe potenciar no solo la formación inicial, sino también la formación continua del profesorado. Aunque se sabe que hay una relación directa entre la formación y los resultados académicos, lo que no queda evidenciado en los distintos estudios internacionales es cuál de estas modalidadestiene más impacto.

Por este motivo, siempre se insiste en la importancia del nivel inicial de preparación. Pero lo que se está debatiendo ahora es si, una vez establecidos unos mínimos y elevando la exigencia en cuanto a formación inicial, se produce una repercusión relevante sobre los resultados. También existen estudios que llegan a la conclusión de que se debería fomentar más el conocimiento teórico del profesor, mientras otros consideran la pedagogía como pilar fundamentaloaseguran que es el conocimiento práctico contrastado con otros profesionales lo que marca la diferencia.

En cuanto a la formación continua, hay muchos estudios que apuntan a que no solo es el factor que más influye sobre la calidad del profesorado, incluso por encima de la formación inicial, sino que además es uno de los elementos más importantes a la hora de motivarlo, ya que a través de una formación bien estructurada y continuada los docentes toman conciencia de su importancia en el proceso educativo.

Sin embargo, un elevado porcentaje de profesores percibe que la necesidad de formación profesional es mayor de la que puede cubrir las oportunidades reales a las que tiene acceso (OCDE 2009). Muchos docentes no encuentran la formación adecuada o no pueden asistir, por realizarse dentro de su horario lectivo.

Toda una paradoja ya que somos conscientes de la importancia que tiene la formación para el desarrollo de nuestra labor; demandamos esta formación, pero no encontramos una respuesta (oferta) que se ajuste a nuestras expectativas y a las necesidades sociales. Quizá sea el momento de impulsar una reflexión seria y profunda en este sentido, que sirva de guía a las autoridades competentes.

Deja un comentario